Plantean analizar capacidad de Montevideo y otras ciudades para responder a inclemencias climáticas

20180716

Los estragos de los efectos del cambio climático se hacen sentir cada vez más en Montevideo y en las otras zonas urbanas del país. La respuesta del Estado se hace cada vez más importante a raíz de las pérdidas materiales constatadas tras las lluvias, los fuertes vientos y otros fenómenos climáticos, como el tornado que afectó la mitad de la ciudad de Dolores en 2016.

A raíz de la necesidad de trazar estrategias de resistencia y prevención de desastres, el gobierno, a través del Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente (Mvotma), lanzó un llamado para que en tres años se prepare un Plan Nacional de Adaptación en Ciudades e Infraestructuras.

Los principales objetivos de este proceso son reducir la vulnerabilidad frente a los efectos del cambio climático mediante la creación de capacidades de adaptación y resiliencia en ciudades, infraestructuras y entornos urbanos.

Además, se busca facilitar la integración de las medidas de adaptación al cambio climático en las políticas, programas y actividades correspondientes, tanto nuevas como existentes, en procesos y estrategias de planificación del desarrollo concreto dirigido a las ciudades y la planificación local.

El proyecto contará con el apoyo financiero del Fondo Verde para el Clima (FVC) del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

El Fondo Verde para el Clima (FVC) fue establecido en 2010, en el contexto de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, con el propósito de contribuir de forma significativa y ambiciosa a los esfuerzos mundiales para enfrentar el cambio climático. El Fondo promueve un cambio de paradigma hacia un desarrollo bajo en carbono y resiliente al cambio climático, en el marco de un desarrollo sostenible, mediante el apoyo financiero a los países en desarrollo para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y adaptarse a los impactos del cambio climático.

La aparición cada vez más frecuente de fenómenos climáticos que afectan los centros urbanos y el aparato productivo nacional motivó la instalación del Sistema Nacional de Respuesta al Cambio Climático (SNRCC).

El organismo rector y coordinador es el Mvotma, que recibe el asesoramiento de otras carteras y oficinas de Estado.

“El desafío que hoy estamos transitando es convertir este trabajo en un instrumento operativo, donde se ordenen las acciones de forma priorizada, se traduzcan en un calendario de actividades y se estudie su financiación”, sostiene el SNRCC en su presentación.

Foto: Snap361